Donna Brezinski, CEO de Little Sparrows Technologies. Foto. Claudia Ginestra. El Planeta
Donna Brezinski, CEO de Little Sparrows Technologies. Foto. Claudia Ginestra. El Planeta

Una empresa llamada Little Sparrows Technologies radicada en Newton, Massachusetts, ha creado una innovadora tecnología que ayuda los bebes con ictericia a sobrevivir.

El bili-hut fue desarrollado por la Dra. Donna Brezinski, directora ejecutiva y fundadora de Little Sparrows Technologies en Newton, para tratar a los bebés con ictericia.

La ictericia neonatal (hiperbilirrubinemia) es una de las afecciones neonatales más frecuentes y una de las principales causas de reingresos hospitalarios en todo el mundo. Es causada por niveles elevados de bilirrubina, un producto de descomposición de los glóbulos rojos. Cuando la ictericia grave no se trata, puede provocar problemas médicos graves, como el querníctero, un tipo de lesión cerebral permanente. Casi todos los bebés pueden curarse con fototerapia oportuna y eficaz. «50 por ciento de los bebés desarrollan algún grado de ictericia y casi el 10 por ciento desarrolla casos graves y necesitan atención», contó la Dra. Brezinski.

¿Cómo funciona esta tecnología?

El dispositivo emite la mayor cantidad de luz azul posible envolviendo la luz alrededor del bebé. El tratamiento promedio es de 12 horas. En caso de que el bebe sea diagnosticado por error, debido a la falta de recursos, el bebé no tendría ningún daño. «Si la ictericia no se trata a tiempo puede ocasionar sordera, ceguera, daño cerebral y la muerte», agregó la Dra. Brezinski.

La empresa tiene un proyecto que lleva equipos médicos vitales a proveedores en Ucrania para tratar una condición común pero grave en los recién nacidos. También han llevado este dispositivo a lugares como Perú y Malasia.

¿Por qué es importante?

Aproximadamente la mitad de todos los recién nacidos desarrollan ictericia, según el proyecto SUN. La Dra Brezinski dice: «No hay tiempo para demoras. Y es por eso que necesita tener un equipo efectivo».

En el mundo aproximadamente 6 millones de recién nacidos no reciben tratamiento para la ictericia grave porque no tienen acceso a dispositivos de fototerapia efectivos. Anualmente, la ictericia neonatal grave es una causa importante de muertes prevenibles de recién nacidos en áreas de escasos recursos, y los sobrevivientes sufren una discapacidad neurológica de por vida como resultado de la afección.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *