Una pieza suelta de metal provocó un incendio en un tren de la Línea Naranja de MBTA sobre el puente del río Mystic este jueves por la mañana, lo que provocó pánico entre los pasajeros que rompieron las ventanas para lograr salir.

Según la MBTA, las llamas y el humo comenzaron a salir del primer vagón del tren alrededor de las 6:45 a.m. mientras estaba en el puente que se dirigía a la estación de Assembly en Somerville.

Se cortó la energía entre las estaciones de Assembly y Wellington mientras los pasajeros luchaban para salir del tren de manera segura sin tocar el tercer riel electrificado. Algunos salieron por las ventanas del primer vagón.

«El personal de seguridad pública recogió a una persona que había saltado al agua después de salir del tren. La persona rechazó la atención médica», dijo la MBTA en un comunicado.

El gerente general de MBTA, Steve Poftak, se disculpó con los pasajeros por lo sucedido y lo calificó como «un evento muy aterrado, lejos del servicio que MBTA quiere brindar».

Poftak indicó que el incidente fue causado por una pieza de revestimiento de metal llamada umbral que se soltó y entró en contacto con el tercer riel electrificado. Nadie salió herido.

Los pasajeros describieron haber escuchado una fuerte explosión y luego el vagón del tren se llenó de humo. 

Los pasajeros evacuaron el tren, algunos a través de las ventanas hacia las vías. Luego caminaron hasta los autobuses de enlace.

Posteriormente, el tren fue remolcado a la estación de Wellington para su inspección e investigación.

Mientras tanto, los autobuses de enlace estaban operando entre Oak Grove y Community College. Los viajeros enfrentaron retrasos de hasta 15 minutos debido a «un problema mecánico» en la estación Assembly, informó MBTA.

El gobernador Charlie Baker, refiriéndose al hecho, comentó que  «lo que pasó hoy es inaceptable», pero también señaló que es «injusto» decir que la MBTA es un desastre total. En una entrevista con GBH News explicó que la agencia «debe seguir trabajando mucho para mejorar su desempeño y modernizar su infraestructura».

Por su parte, la alcaldesa Michelle Wu llamó a «transformar los servicios de MBTA». Agregó que «el incidente de hoy en la Línea Naranja es una evidencia más de un sistema de tránsito en crisis. Una MBTA en pedazos amenaza la seguridad de nuestra comunidad y el futuro de nuestra ciudad y región. (…) Me pondré en contacto con mis colegas, porque la ciudad de Boston debe hacer más para ayudar al estado a liderar esta transformación».

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.