El presidente del Tribunal Vaticano y rector de la Universidad Lumsa, Giuseppe Dalla Torre, declaró ayer que «Benedicto XVI no necesita salir del Vaticano para darse cuenta de la existencia de ciertos fenómenos sociales». Con esta afirmación, Della Torre, quiso «tranquilizar», según sus propias palabras, al cineasta español Pedro Almodóvar, que en una entrevista esta semana con el diario alemán Die Zeit criticó que el «Papa sólo reconozca la variante católica de la familia».

Benedicto XVI «debería salir a pasear fuera del Vaticano y mirar lo que es una familia de hoy», manifestó Almodóvar, que agregó «una familia es un grupo de personas que se quieren y cumplen sus necesidades, sin importar si se trata de padres separados, travestis, transexuales o monjas con SIDA».

Dalla Torre replicó a través del diario oficial del Vaticano Avvenire, que «la Iglesia Católica está presente en todos los contextos humanos y ciertamente conoce mejor cómo funciona el mundo». Asimismo, señaló que los «fenómenos» a los que se refirió Almodóvar son casos «marginales, si se tiene en cuenta el total del planeta». Según el presidente del Tribunal Vaticano, leyendo las afirmaciones del cineasta «nace una duda. ¿Cierta cinematografía quiere ser un reflejo de la sociedad o, en cambio, quiere incidir en la realidad social para modificar sus valores éticos y su cultura?»

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.