Los cubrebocas N95 gratuitos ya están disponibles en algunas tiendas de Estados Unidos, en el contexto del plan de la Casa Blanca para entregar 400 millones de tapabocas de la Reserva Nacional Estratégica.

Lo último: La tienda de comestibles del Medio Oeste Meijer informó el lunes que recibió unos 3 millones de tapabocas N95 del Departamento de Salud y Servicios Humanos; y entregará juegos de tres unidades en cajas a los clientes que las deseen.

  • Otra cadena de supermercados del Medio Oeste, Hy-Vee, anunció en un tuit que sus farmacias también ofrecen cubrebocas N95 sin costo.
  • Se espera que otras cadenas importantes comiencen a distribuir cubrebocas a finales de esta semana. La portavoz de Walgreens, Alex Brown, notificó que prevé que las primeras tiendas comiencen a ofrecer los tapabocas el viernes.
  • Habrá tres cubrebocas N95 gratis disponibles para cada adulto, de acuerdo con funcionarios federales.

El contexto: Los expertos en salud pública han dicho repetidamente que el uso de cubrebocas, especialmente con materiales de alta calidad, son una herramienta esencial para controlar la propagación del coronavirus en el aire. Esto en el contexto de la variante ómicron, que es altamente transmisible y ha provocado niveles récord de infecciones y hospitalizaciones.

  • La distribución de estos tapabocas es el mayor despliegue de equipo de protección personal en la historia de Estados Unidos, afirmó un funcionario de la Casa Blanca la semana pasada.
  • Los cubrebocas N95 y KN95 se conocen por filtrar la mayoría de las partículas de virus y tienen marcas para indicar que son auténticos. Ambos tipos de tapabocas deben formar un sello en la cara para funcionar correctamente.

¿Por qué es importante? Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades brindaron su orientación más explícita hasta la fecha sobre la eficacia de los cubrebocas: aquellos que se ajustan bien, como los productos N95, “ofrecen el más alto nivel de protección” para reducir la propagación del virus, en comparación con las cubiertas de tela.

  • Estados Unidos tiene más de 750 millones de cubrebocas N95 en reserva. A principios de la pandemia, la grave escasez de equipo de protección personal afectó a los hospitales, lo que obligó al personal del hospital a fabricar protectores faciales caseros y usar pañuelos.
  • Pero ahora existe un amplio suministro de cubrebocas de alta calidad para los trabajadores de la salud, según las autoridades.

Fuente principal de la noticia: The Washington Post.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.