La Asamblea Nacional y los distintos gremios y representantes del Sector Educativo, coincidieron en manifestar que la educación venezolana de una crisis humanitaria compleja, paso a una gran tragedia y destrucción, una política de estado que ha llevado el régimen de Nicolás Maduro con el firme propósito de mantenerse en el Poder.

Así se desprende de la Gran Asamblea de Educación celebrada en el marco del del segundo aniversario de la Emergencia Humanitaria Compleja, declarada por la Asamblea Nacional a través de la Sub Comisión de Educación, de la Comisión de Desarrollo Social, del parlamento y los sectores educativos del país.

Las palabras de apertura de este evento, realizado vía online donde participaron más de 30 organizaciones gremiales y representantes del sector educativo, estuvieron a cargo de la presidenta de la Sub Comisión de Educación de la Asamblea nacional la diputada Bolivia Suárez, manifestó que hoy no podemos hablar de crisis humanitaria compleja, ni colapso de la educación venezolana, sino de una gran destrucción y tragedia del sistema de aprendizaje del país, un arma que le sirve al régimen mantenerse en el poder.

“La educación en Venezuela ha quedado en un círculo vicioso donde prevalece la exclusión, repitencia, deserción, violencia, crisis de valores, infraestructura deplorable, desaparición del salario, déficit docente, violación de la autonomía universitaria, con el agravante de la situación de Pandemia; cuyas inexistentes políticas del desgobierno de Nicolás Maduro han demostrado un trato irresponsable y demagógico que expone la vida de los maestros y todo el personal, estudiantes, representantes y de la población en general, el derecho a la educación es sagrado e irrenunciable y una obligación del estado garantizarlo, para lo cual debe crear condiciones mínimas que permitan desarrollarlo con dignidad”, destacó la diputada larense.

Esperanzada frente al panorama educativo señaló segura que la lucha de los docentes dejo de ser un tema netamente reivindicativo, lo que está en juego es la supervivencia, por lo que desde la Subcomisión de Educación de la Asamblea Nacional trabajan articuladamente con el sector educativo para impulsar las propuestas que se están elaborando conjuntamente con el presidente (e) Juan Guaidó en el marco del Pacto Unitario y el Plan País.

“Ratificamos que la salida a esta crisis pasa por salir del régimen, conformar un Gobierno de Emergencia Nacional que abra las puertas a la democracia y a la libertad. Debemos estar conscientes que para la reconstrucción de la educación tenemos que salir primero de la dictadura”.

Por su parte, la Coordinadora Nacional de la Unidad Democrática del Sector Educativo UDSE, Raquel Figueroa, manifestó que, a dos años de la declaratoria de la emergencia humanitaria compleja, nos encontramos con una catástrofe “gigantesca” que ha destruido la educación venezolana.

“Existe una gran brecha de desigualdad social en el derecho a la educación. ya no solo hay una práctica de desprofesionalización de la docencia, sino que desapareció el salario y la seguridad social. Es momento de salvar unidos la educación porque de esa manera estamos salvando la democracia y todos los derechos vulnerados por un régimen inhumano”, sentenció la educadora.

Con información de La Patilla

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.