Diputados de la Asamblea Legislativa se pronunciaron sobre las declaraciones del presidente de la República, Nayib Bukele, acerca de las reuniones que sostuvo con magistrados de la Sala de lo Constitucional, el fiscal general de la República, Raúl Melara; los diputados de ARENA Carlos Reyes y Rodrigo Ávila; y el embajador de Estados Unidos, Ronald Johnson, para presuntamente acordar una ley de cuarentena.

El diputado Norman Quijano, de ARENA, expuso que tanto la Sala de lo Constitucional, de la Corte Suprema de Justicia, como el fiscal general se desmarcaron de las afirmaciones de Bukele sobre dicha reunión, y hasta la embajada de Estados Unidos señaló que tiene reuniones con el Gobierno, pero no para acordar ni autorizar leyes.

“Se han desmarcado todos, prácticamente han dejado solo al presidente (Bukele). La mitomanía es mala, y en la política el riesgo de un mitómano es que cuando viene a decir una verdad, ya ni las verdades se le creen”, dijo Quijano.

Añadió que la población espera que los funcionarios hablen con la verdad, que acepte los cuestionamientos, lo cual no se está observando.

Dijo que uno de los problemas del actual Gobierno es que no quiere el acceso a la información pública, y que no era de extrañarse que vetara la ley aprobada en la Asamblea. “Hay dos grandes obstáculos para que esos decretos sean sancionados, que ellos ven que la oficina de acceso a la información va a poder estar tramitando todas las peticiones, y el otro de la contratación directa, si esos dos temas no estuvieran en agenda, yo les aseguro que todos esos decretos hubieran sido sancionados, pero el Gobierno se niega a trasparentar”, sostuvo Quijano.

Por su parte, el diputado Shafick Hándal, del FMLN, opinó: “La primera fase que inicia mañana, no tiene transporte público, ¿cómo se va a mover toda la gente que salga a trabajar?, que les están diciendo que el que va a pagar el transporte es el patrono, y el patrono acaba de pasar meses sin ingresos, y me refiero a los medianos, pequeños y micro empresarios que están dentro de la primera fase, entonces es una cuarentena velada”.

Yanci Urbina, del FMLN, manifestó que entre las medias verdades que confesó el presidente Bukele en la cadena nacional, diga también cómo están las finanzas públicas, o que revele qué ha hecho con los recursos de los salvadoreños, que rinda cuentas y que explique qué ha hecho con los cientos de millones de dólares que ha estado manejando a discreción.

Mientras que el fiscal general, Raúl Melara, desmintió también al presidente Bukele, al asegurar que en la reunión que sostuvieron en abril pasado, en ningún momento se discutió algún proyecto de Ley de Emergencia Nacional por la pandemia del COVID-19, ni tampoco hubo acuerdos bajo la mesa para su elaboración.

La reacción del fiscal Melara se suma a la de los magistrados de la Sala de lo Constitucional y de la Asamblea Legislativa que rechazaron los señalamientos de Bukele que aseguró que acordaron con el Ejecutivo la elaboración de una ley que posteriormente fue declarada inconstitucional.

Con información de El Salvador

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.