NUEVA YORK (AP) – La limitación del idioma es un reto que Eugenio Derbez enfrenta con trabajo arduo en su nueva faceta de actor angloparlante. El popular comediante mexicano, todo un experto improvisador en español, se está adaptando a un medio más desarrollado en general en el que reconoce que tiene mucho que demostrar y otro mucho por aprender.

«Ahorita estoy, como dicen, en las ligas mayores», dice Derbez, quien el jueves debuta como uno de los personajes principales de la nueva serie de comedia de CBS «Â¡Rob!». «Los americanos son los reyes del ‘sitcom’ y nadie lo hace mejor que ellos. Estoy aprendiendo muchísimo».

Creado y protagonizado por Rob Schneider, quien en la vida real está casado con la productora mexicana Patricia Azarcoya Arce, el programa sigue a un hombre estadounidense que intenta conquistar a la familia de su flamante esposa latina en medio de un intenso choque cultural.

«Es estilo ‘Meet the Parents’ con Ben Stiller, como un ‘Meet the Mexicans»’, relató Derbez en una entrevista telefónica reciente con la AP. «Rob se casa con la mexicana en un viaje que hace a Las Vegas y luego regresan a Los Angeles … (donde) tiene que enfrentarse a la familia de la esposa que son puros mexicanos, y trata de que lo quieran y que lo acepten pero nada más la riega y la riega con chistes incorrectos».

«Yo acabo siendo su mejor amigo», añadió sobre su personaje. «Soy el tío de la esposa y soy como el pariente incómodo, el cínico, el descarado. Le pido dinero prestado, abuso de él continuamente, voy a comer a su casa, me quiero quedar a dormir ahí y acabo siendo su mejor amigo. Es un papel muy importante, muy padre».

El actor de 49 años, con una brillante carrera en México y querido de igual manera por la comunidad hispana de Estados Unidos, siente que está «viviendo dos vidas al mismo tiempo» al empezar «desde cero» en un país donde el grueso del público no le conoce.

Acostumbrado a improvisar en español, no se siente listo para lanzarse a estas aguas en inglés y dedica hasta cuatro horas extra tras los ensayos estudiando y reestudiando sus libretos en un intento por descubrir y comprender los chistes de cada escena.

«Se quedan muy asombrados los productores. Me dicen, ‘¿Por qué ensayas tanto? ¡Qué barbaridad!’. Les digo, ‘¿Está mal?’. ‘¡No! Ojalá todos se quedaran igual que tú, pero nos extraña tu dedicación»’, relató Derbez. «No me siento igual de seguro en inglés que en español. Todavía no tengo la capacidad como para improvisar … no es fácil, pero creo que lo voy a lograr con el tiempo».

El productor, director y protagonista de la popular serie de comedia mexicana «La familia P. Luche» se encontraba en México al momento de esta entrevista finiquitando la postproducción de la nueva temporada de ese programa, que se estrena en marzo.

Habló también de lo distinto que le ha resultado trabajar en una de las cadenas estadounidenses más grandes de la TV.

«Obviamente el presupuesto que hay allá es enorme, incomparable con el presupuesto con el que se hacen las cosas aquí en México o en el mercado latino», indicó. «Aquí te dan dinero para uno o dos escritores y allá son como 10 o 12 escritores… Eso es fundamental: los libretos son tan buenos, tan buenos, porque hay muchos escritores detrás de cada proyecto».

A diferencia de otros actores latinoamericanos que lo han dejado todo en su país en busca de una oportunidad en Hollywood, el caso de Derbez es uno algo particular: Hollywood fue la que llamó a su puerta.

Fue el famoso cómico Adam Sandler, quien en busca de un actor mexicano para la comedia «Jack & Jill» le preguntó a su sirvienta y su jardinero quién era su comediante favorito y ambos respondieron «Eugenio Derbez», el que mandó a buscarlo para hacerle «un casting muy complicado» que como es sabido superó («Jack & Jill» se estrenó en noviembre del año pasado).

«Así fue como llegó, después de años y años de estar con agente y con manager y de

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *