El Boston Globe reporta que Cruz Garay, una de las víctimas impactadas por el rayo en Dorchester el día domingo, lucha por su vida en el hospital. Garay es una de las cuatro personas en estado crítico. El salvadoreño, que llegó a Boston 21 años atrás, trabaja como cocinero en St. Mary of the Annunciation Parish en Cambridge. Graray fue quien organizó el equipo de fútbol para el partido del domingo cuando la tormenta llegó y envió el fatídico rayo.

Lee la noticia aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.