Análisis de aguas residuales. Imagen de Konstantin Kolosov en Pixabay

Boston tiene previsto establecer 11 puntos de análisis de aguas residuales en toda la ciudad para ayudar a controlar los picos del virus COVID-19.

El Departamento de Salud Pública de Boston dijo que la ciudad se está asociando con proveedores para crear los sitios como los niveles de COVID-19 en las aguas residuales en toda la región han comenzado a aumentar.

La Dra. Bisola Ojikutu, comisionada de salud pública de Boston, dijo que el muestreo de agua de los sitios de la ciudad será sobre una base semanal. La Dra. Ojikutu dijo el pasado lunes que las pruebas también ayudarán a vigilar la aparición de nuevas variantes de la enfermedad.

Actualmente están recopilando información de Boston y otras 22 localidades cercanas. Las autoridades sanitarias de la ciudad esperan que los centros de pruebas de Boston les ayuden a comprender lo que está ocurriendo a nivel de comunidad.

La ciudad de Boston está utilizando 3.9 millones de dólares de fondos federales para sufragar el proyecto. Los niveles de coronavirus en las aguas residuales del este de Massachusetts han aumentado en las últimas semanas.

El seguimiento de los niveles del virus en las aguas residuales puede servir como una especie de señal de alerta temprana, detectando cambios incluso antes de que las personas puedan someterse a las pruebas y los resultados se comuniquen a los funcionarios de salud pública.

Fuente de la noticia WBUR

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *