Créditos: Depositphotos autor: lighthouse.

Massachusetts ocupa el primer lugar en prosperidad general, según el nuevo informe del Milken Center for Advancing the American Dream y el Legatum Institute.

Según el Índice de Prosperidad del Sueño Americano (por sus siglas en inglés, ADPI), publicado este mes por el Milken Center for Advancing the American Dream en colaboración con el Legatum Institute indica que Estados Unidos continua experimentando un aumento de la prosperidad, incluso cuando nos enfrentamos a los efectos a largo plazo de una pandemia y a las realidades económicas de una inflación creciente y una economía en contracción.

El estudio señala que aunque la tendencia general apunta a una nación próspera, la prosperidad sigue estando distribuida de forma desigual por regiones, y a menudo elude a las comunidades rurales y a los estadounidenses de raza negra.

En el informe se menciona a la prosperidad como un concepto multidimensional que el ADPI trata de medir, explorar y comprender en donde resalta los fundamentos esenciales de la prosperidad como: sociedades inclusivas, economías abiertas y personas empoderadas. Estos ámbitos se componen de 11 pilares de prosperidad, construidos sobre 49 áreas de política accionables, y se apoyan en más de 200 indicadores fiables.

Utilizando estos indicadores, Massachusetts ocupa actualmente el primer lugar en prosperidad general.

Quedando en el primer lugar en educación, segundo lugar en salud, y tercer lugar en libertad personal, siguiendo con el cuarto lugar en gobernanza, sexto en seguridad y el décimo en entorno natural.

“Mientras que nuestra nación se enfrenta a muchos desafíos, incluyendo la inflación récord, el aumento de la violencia armada y el deterioro del panorama de la salud mental, nos sentimos alentados por la resistencia de las comunidades de todo el país, ya que trabajan para crear vidas prósperas para sus residentes”, dijo el presidente del Centro, Kerry Healey.

Por otra parte la directora general del Instituto Legatum, Philippa Stroud agregó “Nos sentimos alentados por el constante repunte de la prosperidad después de la pandemia, incluso frente a desafíos regionales únicos”.

Para la mayoría, 2022 ha sido un año de progreso, ya que la nación sigue recuperándose de la pandemia de COVID-19 y la economía se fortalece. Sin embargo, este aumento de la prosperidad se ve atenuado por el aumento de la violencia armada en casi todos los estados. También es perjudicial para la prosperidad de la nación el deterioro de la salud mental de Estados Unidos, marcado por el aumento de los suicidios y las muertes relacionadas con los opioides, incluso cuando la salud general de los estadounidenses sigue mejorando.

En la última década, la salud física de los estadounidenses ha mejorado. Desde 2012, las tasas de tabaquismo se han reducido en casi un tercio, el consumo excesivo de alcohol ha disminuido en un 17% y el uso indebido de analgésicos se ha reducido en un 21%.
La tendencia a la baja a largo plazo de los delitos contra la propiedad es un hecho alentador en todo Estados Unidos, ya que todos los estados, excepto seis, han mejorado en la última década.
Mientras que la prosperidad en Estados Unidos aumentó tras la pandemia en 2022, la actual inflación récord amenaza esta recuperación.
Puede ver el ADPI de 2022 aquí.

Puede consultar el perfil del estado de Massachusetts aquí.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *