Fuente principal: Pexels - Archivo
Fuente principal: Pexels - Archivo

Las tarjetas de crédito pueden ser vistas como un método de pago que facilita la generación de un buen puntaje crediticio y como una forma segura de llevar dinero, pero si se les da un mal uso, estas pueden generar estrés, problemas financieros y deudas.

La comunidad latina/hispana es vulnerable ante esto riesgos, en especial si las personas son nuevas en los Estados Unidos, porque los sistemas de crédito funcionan de una manera distinta a la de muchos países y puede hacer que el proceso de adaptación sea complejo.

Ante esta realidad, los miembros de la comunidad latina en EEUU tienen problemas para generar crédito de forma rápida y por ende, a menudo también tienen problemas con las deudas.

Estos tres consejos podrían servirle de ayuda para que evite caer en deudas con su tarjeta de crédito.

Acepte el número de tarjetas de crédito que en realidad puede manejar

Es cierto que no hay una fórmula mágica que indique cuántas tarjetas de crédito debe tener una persona, pero —si está debutando en este mundo— puede comenzar teniendo dos tarjetas bancarias principales y una tarjeta de tienda.

Según las recomendaciones de la organización de consejería de crédito sin fines de lucro, Consolidated Credit, procure no dejarse llevar por los atractivos incentivos que ofrecen las cuentas nuevas, pague sus facturas a tiempo y en su totalidad para evitar intereses y recargos por pagos atrasados.

No acepte tarjetas de crédito con altas tasas de interés

Si es su primera vez usando tarjetas de crédito en Estados Unidos, no se deje tentar por los ofrecimientos de recompensas especiales como millas de viaje o devolución de efectivo.

Enfóquese en encontrar una tarjeta de crédito con la tasa de interés más baja posible, ya que cuanto menos intereses deba pagar, habrá menos dinero acumulado si transfiere un saldo de un mes al siguiente.

Aún así, tenga en cuenta que la mejor opción siempre será estar al día con el pago de los saldos para así evitar cargos por intereses. En todo caso es más conveniente una tasa de interés baja, porque así no tendrá problemas financieros si no puede pagar el saldo.

Planificar los gastos festivos

Las fechas festivas también se traducen en regalos y celebraciones, lo que representa un gasto extra para las personas.

Una forma idónea de evitar estos gastos excesivos es planear anticipadamente sus gastos haciendo un presupuesto para fiestas, reuniones, regalos y viajes de vacaciones y así no endeudarse con su tarjeta de crédito.

Fuente principal: Consolidated Credit

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.