Organizaciones pro-inmigrantes marcharán el jueves 2 de junio para exigir a los legisladores de Massachusetts que cumplan con la aprobación de la Work and Family Mobility Act, tras el anuncio del veto del gobernador Chalie Baker.

La movilización comenzará a las 3:00 pm en Boston Common, afuera de la estación de tren de Park Street y concluirá en la Casa del Estado.

El pasado 27 de mayo Baker vetó el proyecto de ley que permitiría a los inmigrantes sin estatus legal obtener licencias de conducir de Massachusetts. El gobernador argumentó que el Registro de Vehículos Motorizados no cuenta con la capacidad de verificar las identidades de los potenciales solicitantes.

Sin embargo, el proyecto contó con el apoyo suficiente de los legislativos como para suspender el veto. Corresponde ahora a la Cámara iniciar una anulación, con dos tercios de los votos requeridos en cada rama para convertir el proyecto en ley.

«Ya tenemos los votos para anular el veto, llamamos al Senado a que programe su votación, como ha hecho la Cámara Baja para el 8 de junio. Siempre hemos dicho que
queremos licencias, no promesas. El momento es ahora, los legisladores finalmente deben de cumplir”, dijo Erika Arevalo, una de las organizadoras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.