FOTO: Archivo
FOTO: Archivo

Tras meses de subas en los precios de la gasolina, los alimentos, las rentas y otros productos y servicios, la inflación podría haber disminuido ligeramente durante abril, tras llegar a un nuevo máximo en 40 años. Esta sería la primera desaceleración en siete meses de aumentos. 

Se espera que el informe del IPC muestre que la inflación general aumentó un 0,3% en abril.

¿Qué indicadores hicieron que bajara la inflación?

Se espera que el Gobierno informe este miércoles que los precios al consumidor aumentaron un 8,3% el mes pasado en comparación con el año anterior, según una encuesta de economistas realizada por el proveedor de datos FactSet. 

  • Esta cifra sería inferior al aumento interanual del 8,5% registrado en marzo, el más alto desde 1981.
  • El descenso previsto de la inflación anual, si se produce, se sumaría a otros indicios de que la inflación al consumo podría estar tocando techo. 
  • El aumento de los precios mes a mes también está disminuyendo, al igual que otros indicadores de inflación.
  • Pese al descenso la tasa de abril seguiría marcando una de las cifras más altas en cuatro décadas. 
  • Muchos economistas esperan que el aumento anual de los precios se sitúe entre el 5% y el 6% a finales de año, un nivel históricamente alto que probablemente superará las ganancias salariales medias.
  • La Fed se fijó como objetivo que la inflación llegue a un 2% anualizada. 
  • Pero si la Unión Europea decide, por ejemplo, cortar el petróleo ruso, los precios del gas en Estados Unidos probablemente se acelerarían. 
  • Los bloqueos de COVID en China están agravando los problemas de suministro y perjudicando el crecimiento de la segunda economía mundial.

Los precios de abril en Estados Unidos

Los costes del gas, que se dispararon en marzo tras la invasión rusa de Ucrania, cayeron en promedio en abril y probablemente frenaron la inflación. También se espera que los precios de los coches usados hayan bajado el mes pasado. 

  • Las cadenas de suministro de los fabricantes de automóviles se han desenredado un poco, y las ventas de coches nuevos han aumentado.
  • Este año el aumento mensual de los precios de muchos productos se ha ralentizado. Esto puede tener el efecto de reducir la tasa de inflación interanual.
  • El coste de los muebles, por ejemplo, había subido un 1,8% sólo en marzo de 2021 y un 2,1% el mes siguiente. Sin embargo, este mes de marzo, los muebles solo subieron un 0,6%, lo que podría reducir la inflación interanual.
  • Los economistas han previsto que los llamados precios básicos suban un 6% en los 12 meses que terminan en abril, por debajo del 6,4% de marzo. Esta sería la primera desaceleración desde agosto. 
  • También se espera que la inflación general se haya ralentizado de marzo a abril.
  • La inflación subyacente también suele subir más lentamente que el aumento general de los precios, pero también puede tardar más en bajar. 
  • Los alquileres, por ejemplo, están subiendo a un ritmo históricamente rápido, y hay pocos indicios de que esa tendencia se invierta pronto.

Fuente principal de la noticia: AP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.