Foto: Creative Commons

La Corte Suprema de Estados Unidos decidió el viernes 4 de marzo restablecer la pena de muerte para el atacante de la Maratón de Boston, Dzhokhar Tsarnaev.

Por una votación de 6-3, los jueces determinaron que una corte federal de apelaciones se equivocó al anular la sentencia que un jurado impuso a Tsarnaev por su papel en el atentado cometido junto con su hermano mayor Tamerlan, que murió durante la huida en un tiroteo con la policía. En el ataque con bombas en 2013, tres personas murieron y 260 resultaron heridas.

Un tribunal de apelaciones de Boston dictaminó en 2020 que el juez del juicio contra Tsarnaev, celebrado en 2015, excluyó pruebas que podrían haber demostrado que el acusado había sido influenciado por su hermano mayor, implicado en un triple asesinato en el décimo aniversario de los ataques del 11-S.

Durante la Administración Trump se reanudaron las penas de muerte federales; sin embargo, luego fueron frenadas con la llegada a la Casa Blanca del mandatario Joe Biden. Existen escasas posibilidades de que Tsarnaev sea ejecutado en el corto plazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.