El miércoles, la Reserva Federal realizó su movimiento más fuerte hasta ahora para abordar la inflación. Adelantó el cronograma de lo que podrían ser hasta tres aumentos de las tasas de interés el próximo año.

El giro de la política de la Fed por la inflación, que ahora admiten podría ser más permanente, marca un cambio significativo en la forma en que la Reserva Federal responde al aumento de los precios.

¿Por qué es importante? Las tasas de interés más altas tienden a aumentar el costo de los préstamos y las inversiones comerciales, incluso si también tienen la intención de reducir los precios de los bienes y servicios cotidianos.

  • La Fed también anunció el miércoles que adelantará el cronograma unos meses para eliminar la ayuda del sistema financiero, que ha estado vigente desde principios de la pandemia.
  • En ese entonces, la Fed estaría en una mejor posición para subir las tasas desde casi cero, por primera vez desde que comenzó la pandemia.

El contexto: La economía ha progresado desde que la pandemia llegó en 2020 y eliminó millones de puestos de trabajo. El país ha estado agregando más de 500 mil empleos al mes en promedio. El gasto del consumidor ha sido en general sólido y las ventas minoristas aumentaron por cuarto mes consecutivo en noviembre, aunque estuvieron por debajo de las previsiones de los analistas.

  • La Fed ha retrasado hasta ahora el enfriamiento de la economía, con la esperanza de que los grandes apoyos económicos continúen ayudando al crecimiento del mercado laboral. Reiteró esta semana que, por ahora, mantendrá las tasas cercanas a cero hasta que el mercado laboral alcance un umbral de “máximo empleo”.
  • El presidente de la Fed, Jerome H. Powell, señaló que todos sus colegas esperan que el mercado laboral alcance el máximo empleo el próximo año.
  • Pero a medida que la inflación se vuelve más persistente en toda la economía, aumenta la presión sobre la Fed para que tome medidas.

¿Qué dicen? “Existe un riesgo real ahora, creemos, creo, que la inflación puede ser más persistente”, dijo Powell, en una conferencia de prensa el miércoles. “El riesgo de que se arraigue una mayor inflación ciertamente ha aumentado. No creo que sea alto en este momento, pero creo que ha aumentado”.

  • El senador Patrick J. Toomey, republicano de Pensilvania, calificó el anuncio como “muy retrasado” y un “paso modesto en la dirección correcta”.
  • “Con la inflación alcanzando ahora un máximo de casi 40 años, la Fed debe seguir tomando esta amenaza en serio y actuar para normalizar las tasas de interés”, tuiteó Toomey el miércoles.

Fuente principal de la noticia: The Washington Post.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.