Karen McDonald, fiscal del condado de Oakland, en Michigan, aseguró que no descarta presentar cargos contra las autoridades escolares de la secundaria Oxford, donde el pasado martes 30 de noviembre, un estudiante de 15 años de edad asesinó a cuatro e hirió a otros siete, en un tiroteo que conmocionó al país.

La funcionaria dijo estar molesta porque en la secundaria se hizo poco por enviar a casa a Ethan Crumbley, pese a que sus padres fueron llamados de emergencia el día del trágico hecho.

El contexto: Frente a la lamentable situación, una investigación independiente buscará determinar si realmente pudo evitarse el tiroteo. Tim Throne, superintendente de las escuelas de la comunidad de Oxford, confirmó el proceso, el cual buscará responder si las acciones de si la institución podían ir más allá.

  • De acuerdo con las autoridades escolares, el estudiante, en información confirmada después por sus padres, asistía a campos de tiro.
  • También comentó que tenía como norte una carrera como desarrollador de videojuegos, de ahí sus notas con contenido violento.
  • Previo a estos episodios, el joven nunca protagonizó altercados con otros compañeros, por lo que no era visto como un estudiante peligroso para la comunidad.
  • La superintendencia de Oxford detalló que un consultor de seguridad independiente se hará cargo de la investigación.

¿Qué dicen?: “Nuestros abogados y agentes especiales están calificados de manera única para realizar una investigación de esta magnitud”, manifestó en Twitter este lunes McDonald, sin mencionar si su oficina también estaba considerando cargos.

  • Por su parte, Throne detalló que “en ningún momento los consejeros creyeron que el estudiante podría dañar a otros por su comportamiento, respuestas y comportamiento, que parecía tranquilo”.
  • Para la Oficina Federal de Investigaciones, “el camino hacia la violencia es evolutivo, con señales en el camino”.

Fuente principal de la noticia: New York Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.