Walter Wuthmann

Click here to read this article in English, by WBUR


La Fiscal General de Massachusetts, Maura Healey, se unió a más de una docena de autoridades estatales para instar al gobierno de Biden a investigar el trato a los solicitantes de asilo haitianos en la frontera sur de Estados Unidos.

Las imágenes de agentes de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos a caballo empujando a los migrantes haitianos de regreso al Rio Grande en Texas provocaron una gran indignación en la última semana, y los funcionarios de la Casa Blanca calificaron las escenas capturadas de «horribles» y prometieron revisar las acciones de los agentes. Aproximadamente 12.000 haitianos, muchos de ellos huyendo de un reciente terremoto y de la incertidumbre política tras el asesinato del presidente Jovenel Moïse, acamparon en la frontera después de cruzar a Estados Unidos desde México.

El llamado de Healey y otros fiscales generales se hizo eco entre los activistas y defensores de la inmigración en Boston, que piden a Estados Unidos poner fin a las deportaciones a gran escala de migrantes haitianos.

La exrepresentante del estado de Massachusetts, Marie St. Fleur, comentó que Estados Unidos tiene la responsabilidad de acoger a las personas que huyen de la crisis política, la violencia y los daños causados ​​por terremoto.

«Cualquiera que crea en la humanidad debería indignarse al ver que los seres humanos son tratados una vez más como ganado, bajo la bandera de la Constitución de Estados Unidos», señaló.

El jueves, 23 de septiembre, la Secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, indicó a los periodistas que según el secretario del Departamento de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, los agentes fronterizos ya no estarían montados en caballos en Del Río.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.