Fachada del hotel Nine Zero en Downtown Boston. Foto: Nine Zero

El Kimpton Nine Zero, un hotel de lujo ubicado en el centro de Boston, ha despedido a la gran mayoría de su personal este lunes alegando una crisis financiera provocada por la pandemia.

El despido masivo se produce un año después de que los trabajadores fueron suspendidos temporalmente, y pocos días después de que se agotara una disposición del contrato que garantizaba el derecho de los trabajadores a regresar a sus puestos de trabajo hasta un año después de haber sido suspendidos por razones económicas.

Cincuenta y dos trabajadores del sindicato, de los 77 en el hotel, recibieron avisos de despido por correo el lunes. El sindicato dijo que la acción es «extremadamente agresiva» y que viola el contrato, que dicho solo permite que los trabajadores sean despedidos por una causa justificada, como robar. Para eliminar puestos, el hotel debe negociar con el sindicato, según el Local 26.

«Esto es una injusticia tremenda», dijo Carlos Aramayo, presidente del sindicato Local 26, quien aspira a llevar el caso a la corte. «Creemos que se están aprovechando de la pandemia para eludir los beneficios que los trabajadores de esta industria se merecen y han luchado por años».

Alexia Figueroa, una salvadoreña de 39 años de edad, cuenta que se quedó perpleja cuando el sindicato le informó este lunes que era una de las despedidas, tras haber trabajado en varios cargos en el hotel durante 15 años. «Este trabajo me permitió comprarme una casa, ofrecía un buen salario, con un buen seguro médico y otros beneficios», dijo.

«Ellos deben haber recibido ayuda del gobierno para no despedirnos, y además ellos son una empresa millonaria, nosotros somos personas que perdimos nuestro sustento», dijo Figueroa, quien espera que las negociaciones con el sindicato permitan que ella y sus compañeros sean reenganchados a sus puestos de trabajo cuando la situación mejore.

El Kimpton Nine Zero es el cuarto hotel de la ciudad en despedir a los trabajadores suspendidos temporalmente mientras la industria lucha por recuperarse de las devastadoras pérdidas financieras provocadas por la pandemia. El Revere Hotel, Boston Marriot Copley Place y el Four Seasons también lo hicieron.

El sindicato lanzó una campaña la semana pasada para presionar a 30 hoteles para que se comprometan públicamente a trabajadores una vez que la industria se recupere. Casi todos los hoteles sindicalizados han acordado retirar a sus trabajadores, pero 28 hoteles importantes no sindicalizados no lo han hecho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.