Un empleado de un hospital en las afueras de Milwaukee, en Wisconsin, fue acusado de echar a perder deliberadamente más de 500 dosis de la vacuna contra el coronavirus, al sacar 57 viales del refrigerador de una farmacia. Funcionarios del hospital anunciaron el miércoles el hecho, mientras que la policía local dijo que estaban investigando el incidente con la ayuda de las autoridades federales.

Al iniciar una revisión interna el lunes, los funcionarios del hospital dijeron que inicialmente “se les hizo creer” que el incidente fue causado por “un error humano inadvertido”. Los viales se retiraron el viernes y la mayoría se descartaron el sábado, y solo unos pocos aún son seguros para administrar. Cada vial tiene suficiente para 10 vacunas, pero puede permanecer a temperatura ambiente durante solo 12 horas.

Dos días después, el empleado reconoció haber “quitado intencionalmente la vacuna de la refrigeración”, denunció el hospital Aurora Medical Center en Grafton, Wisconsin, en un comunicado emitido la noche del miércoles.

El empleado, que no ha sido identificado, fue despedido. La declaración oficial no precisó los motivos del trabajador, pero dijo que las “autoridades apropiadas” fueron notificadas de inmediato.

El miércoles por la noche, la policía de Grafton, una aldea de unos 12 mil habitantes que se encuentra a 20 millas al norte de Milwaukee, dijo que estaban investigando junto con el FBI y la Administración de Alimentos y Medicamentos.

En un comunicado, el Departamento de Policía local dijo que se enteró del incidente por los servicios de seguridad de la oficina corporativa de Aurora Health Care en Milwaukee. El sistema sirve al este de Wisconsin y al norte de Illinois; e incluye 15 hospitales y más de 150 clínicas.

Leonard Peace, un portavoz del FBI en Milwaukee, no quiso comentar sobre la participación de la Oficina en la investigación, pero dijo sobre el episodio: “Somos conscientes de ello”. La FDA no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

La manipulación retrasará la inoculación de cientos de personas, dijeron funcionarios de Aurora Health, en un estado donde se reportaron 3 mil 170 nuevos casos y 40 personas murieron el miércoles de COVID-19, según el rastreador de coronavirus de The Washington Post.

“Estamos más que decepcionados de que las acciones de este individuo resulten en un retraso de más de 500 personas en recibir la vacuna”, dijo el sistema de salud en un comunicado.

Fuente: The Washington Post.

Traducción libre del inglés por El Tiempo Latino.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *