A tan solo un mes de iniciar las clases en Massachusetts aún existen muchas dudas sobre cuál será el sistema de aprendizaje acatado por las autoridades escolares, algunos distritos han planteado iniciar las clases bajo la modalidad online, mientras que otros proponen un sistema híbrido que incluye clases presenciales y clases a distancia.

En las reuniones realizadas en el estado para definir los lineamientos del regreso a clases, no se ha tomado en cuenta la opinión de los enfermeros escolares, quienes serán los responsables de atender alguna amenaza de COVID-19 en las instituciones. Tal es el caso de la enfermera registrada Tami Hale, quien sería una de las primeras personas responsables de responder ante un posible caso de COVID-19 en la escuela primaria Gates Lane.

Te puede interesar: SOMERVILLE: Escuelas comenzarán clases a distancia este otoño

A Hale le preocupa la velocidad con la que las autoridades buscan definir el día de inicio de clases y el sistema que se acatará en el estado, pues ella bajo su rango de enfermera no ha sido consultada sobre cómo mantener el edificio a salvo del virus, que sabemos es altamente infeccioso.

Hale se unió a otros miembros del personal de la escuela, educadores y padres en un panel virtual celebrado este jueves y allí expusieron su preocupación sobre la viabilidad de volver a la instrucción presencial mientras la pandemia continúa. En el foro además criticaron a los funcionarios del distrito y del estado por la forma arbitraria en la que han llevado el proceso de regreso a clases.

«Si no escuchamos e involucramos a las enfermeras de la escuela en este proceso, vamos a poner vidas en riesgo», dijo Hale. «En este punto, se siente como si nos hubieran dejado fuera de esto. Estos son nuestros edificios, nuestros estudiantes. Somos expertos en esto, y nadie está preguntando”, reseñó Patch.

¿Es seguro iniciar clases?

Iniciar clases bajo esta pandemia dependerá de muchos aspectos, los cuales aún están siendo considerados por las autoridades. Es importante evaluar las deficiencias y los beneficios asociados con el aprendizaje a distancia, además de considerar los riesgos de salud y seguridad inherentes “al llevar a multitudes de personas a un lugar cerrado”.

Muchos distritos están definiendo las acciones finales sobre cómo serán sus temporadas de otoño, “ya sea trabajando a través de la retroalimentación pública o tomando los votos del comité escolar para establecer un curso”.

Los oradores del evento en el que participó Hale aseguraron sentirse frustrados de que las decisiones sobre el proceso de educación lleguen tan tarde, pues dejan tan sólo unas semanas a los padres y representantes la tarea de prepararse bajo estos cambios en el panorama educativo.

Te puede interesar: Cohasset cancela graduación por «fiesta» de alumnos sin la debida protección contra el COVID-19

«Podríamos haber estado invirtiendo mucho en personal, invirtiendo en puntos de acceso para niños que no tienen acceso a Internet, y no lo hicimos», declaró a Patch Mara Power, una madre y ex profesora de Worcester. «Ahora estamos aquí a principios de agosto -tiempo que yo utilizaba, cuando era profesora, para realizar la planificación del año escolar- y nuestros profesores todavía no saben realmente lo que van hacer”.

Parte de la incertidumbre se debe al camino poco claro que tomará el virus y ejemplo de ello es el aumento de los casos de COVID-19 en el estado. Hasta ayer 6 de agosto se sumaron 162 nuevos casos y 32 decesos para llegar a un total de 111.533 casos confirmados y 8.470, números que de seguir aumentando podrían llevar al gobernador Charlie Baker a retroceder unos pasos en el proceso de reapertura del estado.

Glenn Koocher, director ejecutivo de la Asociación de Comités Escolares de Massachusetts explicó este viernes que muchos distritos aún están finalizando sus planes de inicio de clases, los cuales inicialmente estaban planteados entregar al estado para el 31 de julio. La mayoría parece estar seleccionando un modelo híbrido «porque ven que da la mayor cantidad de flexibilidad» tanto a los profesores como a los estudiantes para responder a una ola de contagios.

«Hay muchos distritos en los que quieren recuperar a algunos de los niños por muchas razones», dijo Koocher. «Los niños con necesidades especiales severas no pueden ser atendidos en ningún otro lugar que no sea la escuela. Hasta cierto punto, hay niños en muy alto riesgo que necesitan estar en la escuela más que otros niños que necesitan volver a la escuela. Estamos viendo gente tratando de desarrollar el modelo híbrido para darse a sí mismos el mayor rango de opciones en el futuro».

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.