La tecnología ha hecho que el crimen sea más fácil de hacer y más difícil de desmantelar, porque es más difícil hacer seguimiento del dinero enviado a los impostores.

De acuerdo con datos del Consumer Sentinel Network, en Massachusetts se registran anualmente más de 33.000 casos de fraude personal, por sumas que ascienden, en total, a los 11 millones de dólares. Los casos más comunes de estafas son las llamadas para cobrar deudas falsas, los scams de impostores y el robo de identidad.

Una nueva modalidad de estafa amenaza a los ciudadanos de Boston y Massachusetts. El Departamento del Sheriff del Condado de Suffolk está advirtiendo a los ciudadanos de una estafa telefónica en la que participan personas que dicen falsamente que trabajan para la División de Procesos Civiles del Departamento.

Como parte de la estafa, la persona que llama presuntamente afirma ser un Diputado del Departamento del Sheriff del Condado de Suffolk e informa a las víctimas de una de una serie de falsas afirmaciones que incluyen:

-El destinatario de la llamada no se presenta como jurado o un gran jurado, y afirma que están sujetos a arresto y posible encarcelamiento a menos que paguen una multa para resolver el asunto.

-Hay una queja en contra de ellos y la persona que llama quiere reunirse con ellos en su casa o lugar de trabajo.

Según los informes, el autor de la estafa ordena a las víctimas que compren una tarjeta de crédito prepaga (en un caso, se les indicó que compraran varias tarjetas Green Dot Money PAK) en su farmacia local (en un caso, un Walgreens) y proporcionen el número o los números de la tarjeta. al estafador por teléfono. En un caso, la persona que llamó le dijo al destinatario que entregara las tarjetas en el Edificio Federal JFK en One Courthouse Plaza, y en estafas anteriores a lo largo de los años, a las víctimas también se les ha dicho que entreguen la tarjeta o tarjetas en persona a la que es dirección oficial de la División de Proceso Civil en 132 Portland Street, en un esfuerzo por convencer a la víctima de que la persona que llama es un representante oficial de la División o Departamento.

«Queremos advertir a los ciudadanos de que definitivamente se trata de estafas e instarles a tomar las precauciones adecuadas contra esta persona o personas», dijo el alguacil del condado de Suffolk, Steven W. Tompkins. «No hacemos este tipo de llamadas ni pedimos dinero por teléfono como una forma de evitar el arresto, y nuestra oficina ya habría tenido contacto con los destinatarios por medio del servicio de proceso mucho antes de que estuvieran sujetos a un arresto civil. Finalmente, cualquier transacción financiera que hagamos se realiza dentro de la División de Proceso Civil en 132 Portland Street, no por teléfono o en la calle».

El Departamento del Alguacil del Condado de Suffolk informa que los ciudadanos que reciben llamadas similares no deben, bajo ninguna circunstancia, dar información personal a la persona que llama y debe informar de inmediato la llamada a su agencia local de aplicación de la ley. El Departamento también le pide que llame a la División de Investigaciones del Departamento del Alguacil del Condado de Suffolk al (617) 704-6544.

Lea también, ¡Cuidado! Las estafas más comunes en las que caen los latinos de Boston

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *