Miles de nuevos apartamentos, «condos» y casas destinadas a compradores e inquilinos de ingresos bajos podrían ser construidos en los alrededores de varias líneas del T en Boston, si se aprueba un nuevo plan que se ha propuesto al congreso estatal.

El Departamento de Desarrollo de Vecindarios (DND por sus siglas en inglés) ha presentado una legislación en el congreso que liberaría terrenos cerca de las Líneas Roja, Naranja, Azul y Verde para venderlos a precios más bajos a desarrolladores interesados ​​en la construcción de viviendas para la clase media y residentes de bajos ingresos.

Si se aprueba, el proyecto de ley daría a los funcionarios de transporte la autoridad para vender la tierra con un descuento -o por debajo de su valor justo de mercado- a los desarrolladores que se comprometan a construir viviendas dirigidas a familias con menor poder adquisitivo.

Funcionarios de Boston defienden esta legislación argumentando que las leyes estatales requieren de una licitación para vender la propiedad pública al mejor postor. Dada la alta demanda de tierra edificable en Boston, los terrenos ubicados cerca de las estaciones del T son muy costosos, lo cual hace más difícil para los desarrolladores construir viviendas de menor costo.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *