Quantcast
0

Casa Blanca califica como falso e ilegítimo el juicio político a Trump

Un comunicado fue emitido poco después que se conocieran los nombres de los legisladores que serán fiscales en el Senado
WASHINGTON. La Casa Blanca, principal centro de trabajo de la presidencia de Estados Unidos

WASHINGTON. La Casa Blanca, principal centro de trabajo de la presidencia de Estados Unidos

Este 15 de enero, la Casa Blanca, a través de su portavoz, Stephanie Grisham, calificó como falso el proceso para someter al presidente Donald Trump a juicio político, hecho motivado por los cargos de abuso de poder y obstrucción al Congreso.

La vocera dio detalles en un comunicado minutos después de que la presidenta de la Cámara Baja, Nancy Pelosi, revelara los nombres de los congresistas que harán las labores como fiscales dentro del proceso.

“La única cosa que la presidenta de la Cámara de Representantes Pelosi ha logrado con este proceso de juicio político falso e ilegítimo ha sido demostrar que está centrada en la política en vez de en el pueblo estadounidense”, señaló Grisham.

De acuerdo con la portavoz, Pelosi mintió al señalar que el juicio político era “urgente y vital para la seguridad nacional”, algo que la demócrata aseguró en diciembre poco después de que se aprobara el primer paso.

“Ella los ha retenido durante un mes en un esfuerzo indignante para ganar apoyo político”, siguió, y restó importancia al nombramiento de los fiscales que estarán presente en el Senado.

A su juicio, “el presidente Trump no ha hecho nada malo. Desea tener los derechos de debido proceso en el Senado, que Pelosi y los demócratas de la Cámara Baja le han negado, y espera ser completamente exonerado”.

Adam Schiff, Jerry Nadler, Hakeem Jeffries, Zoe Lofgren, Val Demings, Jason Crow y Silvia Garcia serán los fiscales del proceso.

La trama que desencadenó el juicio político inició luego de que se conociera que Trump sostuvo un contacto telefónico con su homólogo ucraniano, Vladimir Zelenski, al que solicitó investigar a Joe Biden, exvicepresidente y uno de los demócratas en carrera por medirse al republicano en las elecciones presidenciales de este año.

Se conoció además que el jefe de Estado condicionó la ayuda militar a Ucrania para someter a presión al europeo en su deseo de destapar un posible entramado de corrupción de quien fuera mano derecha del expresidente Barack Obama y así restarle peso en una posible justa presidencial.