Quantcast
0

Hasta un pie de nieve podría caer en MA con la cuarta tormenta de marzo

En Massachusetts recibiremos a la primavera con una nevada. En Boston se esperan alrededor de 6 pulgadas de nieve

Es muy probable que Massachusetts sea golpeada por otra tormenta invernal este miércoles, llamada en inglés "nor'easter".

Esta es la cuarta tormenta de este tipo que azota la región en el mes de marzo, que comenzará el miércoles y durará hasta el jueves. Por esta razón se ha catalogado con el nonmbre de "four'easter".

Se ha publicado un aviso de tormenta invernal para gran parte de Massachusetts y Nueva Inglaterra, en efecto desde las 8 a.m. del miércoles hasta las 8 a.m. del jueves. Esto significa que existe la posibilidad de acumulaciones significativas de nieve, aguanieve o hielo que pueden afectar el commute.

Parece que la tormenta comenzará un poco más tarde de lo que se pensaba originalmente. Los nuevos tiempos de inicio de la precipitación publicados por NWS retrasan la tormenta unas tres horas, lo que significa que llegará a Massachusetts desde el sur alrededor de las 8-9 a.m. y llegar al extremo norte del estado alrededor de las 6 p.m. En Boston, llegará alrededor de las 3 p.m.

El Servicio Meteorológico Nacional está prediciendo que el área de Boston será la más afectada, ya que verá hasta 6 pulgadas de nieve.

Es probable que las comunidades costeras que se encuentran inmediatamente al norte y al sur de la ciudad registren de 8 a 9 pulgadas, mientras que el Cape y las Islas podrían ver de 1 a 5 pulgadas.

Sin embargo, un mapa del peor escenario publicado la tarde del lunes mostró que existe un potencial de acumulación de hasta un pie en la ciudad. Habrá que esperar las próximas horas para tener mayor precisión.

Los meteorólogos también dicen que hay una pequeña posibilidad de que Boston y la costa puedan ver 3 pulgadas de nieve, mientras que algunas partes del estado podrían no ver acumulación alguna. Pero no hay mucho optimismo sobre esta predicción.

Las ráfagas de viento de entre 50 y 60 millas por hora serán menores que las experimentadas durante la tormenta de la semana pasada, pero aún podrían causar daños, dijo el servicio.