FOTO: EFE/EPA/ETIENNE LAURENT
FOTO: EFE/EPA/ETIENNE LAURENT

El crecimiento del empleo desaceleró en septiembre y aunque sigue siendo un área de fortaleza para la economía estadounidense muestra que el mercado laboral comienza a enfriarse después de alcanzar récords durante los últimos meses. 

Los datos de empleo en septiembre 

Los empleadores añadieron 263 mil puestos de trabajo el mes pasado, según anunció el viernes el Departamento de Trabajo en su informe mensual sobre el empleo, lo que supone un descenso con respecto a agosto, tras los meses de fuerte crecimiento del empleo que han definido la economía de la recuperación pandémica.

  • La tasa de desempleo cayó al 3,5%.
  • Incluso cuando otros indicadores económicos se han deteriorado en los últimos meses, el mercado laboral ha seguido en auge. 

Más aumentos y más desempleo: las proyecciones de la Fed sobre las tasas de interés

  • Ahora los trabajadores ven un crecimiento salarial moderado y los empresarios están ralentizando la contratación en previsión de una desaceleración de las ventas.
  • En agosto, los empleadores tenían 10,1 millones de ofertas de empleo, un 10% menos que el mes anterior, según un informe del Departamento de Trabajo publicado el martes.

Entendiendo los indicadores de desempleo

«Los empleadores están contratando principalmente para el reemplazo en lugar de crecimiento y expansión, y se están centrando en los roles esenciales», dijo la economista de ZipRecruiter Julia Pollak. «Pero a la hora de la verdad, siguen teniendo que contratar porque siguen viendo a los clientes entrar por la puerta y las ventas saludables».

  • Nick Bunker, director de investigación económica en Norteamérica del sitio de empleo Indeed, dijo que la desaceleración del mercado laboral no debería causar alarma.
  • La ansiedad por una posible desaceleración se ha disparado a medida que el mercado bursátil ha caído, la inflación se ha disparado y el mercado inmobiliario se ha enfriado. 

Cada vez hay menos personas que piden ayuda por desempleo en EEUU

  • Casi dos tercios de los economistas encuestados recientemente por Bankrate, una empresa de servicios financieros para el consumidor, predijeron una recesión para mediados de 2024.
  • El crecimiento de los salarios se enfrió en septiembre, lo que sugiere que los trabajadores con salarios bajos, en particular, resienten aún más la inflación, mientras que los empleadores han sido capaces de atraer a los trabajadores sin aumentar más el salario.

Fuente principal de la noticia: The Washington Post

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *