La farmacéutica Merck dijo este lunes que solicitó la autorización de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para su píldora antiviral COVID-19. La pastilla funciona al dirigirse a la enzima que permite que el coronavirus haga copias de sí mismo y evita que se reproduzca.

El contexto: La compañía afirmó en un comunicado, a principios de este mes, que las pruebas mostraron que el molnupiravir, que se administra como un tratamiento de cinco días y se desarrolló con Ridgeback Biotherapeutics, redujo el riesgo de hospitalización en un 50 por ciento.

  • El gobierno ya tiene un acuerdo de suministro con Merck para adquirir alrededor de 1,7 millones de dosis de molnupiravir si recibe la autorización de uso de emergencia de la FDA.
  • La empresa ya acordó vender las píldoras a países como Singapur, Corea del Sur, Tailandia y Australia.

¿Qué dicen? «El impacto de esta pandemia exige que nos movamos con una urgencia sin precedentes, y es lo que nuestros equipos han hecho al enviar esta solicitud de molnupiravir a la FDA dentro de los 10 días posteriores a la recepción de los datos», Robert M. Davis, presidente de Merck, afirmó en un comunicado.

  • El texto dirigido a la agencia solicita permiso para el tratamiento de COVID-19 leve a moderado en adultos que están en riesgo de progresar a un estado grave y / u hospitalización.
  • El ex comisionado de la FDA, Scott Gottlieb, predijo que la «fase pandémica» del virus llegaría a su fin con la aprobación de las píldoras antivirales y de las vacunas COVID-19 para los menores de 12 años.

Fuente principal de la noticia: The Hill

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.