El gobierno de Biden dijo el lunes que planea aliviar las restricciones de viajes a los visitantes internacionales totalmente vacunados a partir de principios de noviembre, informó el coordinador de coronavirus de la Casa Blanca, Jeff Zients.

Lo último: Todos los visitantes extranjeros deben estar vacunados contra el COVID-19, y deben mostrar una prueba de vacunación antes de embarcar en una aerolínea con destino a Estados Unidos. Los visitantes que viajen en avión también deben presentar un análisis negativo realizado como máximo 72 horas antes de volar.

  • No se exigirá la cuarentena, pero se reforzará el rastreo de contactos y se mantiene el mandato de uso de cubrebocas en los vuelos.
  • Los estadounidenses que no estén vacunados y quieran viajar fuera del país tendrán que dar un resultado negativo en el plazo de un día antes de la salida, y volver a hacerse la prueba cuando lleguen.
  • La administración Biden dejará en manos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades la determinación de las vacunas que cumplen los requisitos.
  • La frontera terrestre con Canadá sigue cerrada.

¿Qué dicen? «Hoy en día se han administrado casi 6 mil millones de vacunas en todo el mundo y docenas de países tienen fuertes tasas de vacunación. Las vacunas siguen demostrando que son muy eficaces, incluso contra la variante delta», dijo Zients.

  • Zients afirmó que los protocolos «protegerán a los estadounidenses aquí en casa, y mejorarán la seguridad del sistema de viajes aéreos internacionales».
  • La nueva política es posible gracias al aumento de las tasas de vacunación en otros países, añadió.

Fuente principal de la noticia: The Hill

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.