Hay 18 sitios de vacunación abiertos al público dentro de Boston. (Foto: Boston Public Health)

East Boston, Mattapan y Dorchester han sido las comunidades más golpeadas por la pandemia y, a su vez, son las que cuentan con las tasas de vacunación COVID-19 más bajas, según datos recientemente publicados por la Comisión de Salud Pública de la ciudad.

Los nuevos datos de vacunación de Boston están desglosados ​​por raza y etnia de los receptores, su vecindario y grupo de edad, así como la fecha en que se administraron las dosis.

Las comunidades con el menor promedio de vacunación tienden a tener poblaciones predominantemente afroamericanas y latinas, señala Boston Globe. East Boston y Mattapan tienen las cifras más bajas con aproximadamente 10,403 y 10,561 primeras dosis por 100,000 residentes, respectivamente, seguidas por los códigos postales 02121 y 02125 en Dorchester con 10,637 primeras dosis por 100,000, que abarcan Grove Hall, Uphams Corner y Jones Hill.

Durante una conferencia virtual Marty Martínez, jefe de Salud y Servicios Humanos de la ciudad, indicó que las disparidades en los datos de vacunación del vecindario son en parte el resultado de los requisitos de elegibilidad actuales de Massachusetts.

Te puede interesar: Fenway Park dejará de funcionar como centro de vacunación

Hasta el 23 de febrero, se habían administrado casi 96.000 primeras dosis a los residentes de Boston, según la Comisión de Salud, lo que representa alrededor del 16 por ciento de la población mayor de 16 años. Los bostonianos de 75 años o más han tenido la tasa de vacunación más alta, aproximadamente 60.700 dosis por cada 100.000 residentes

Según la proporción de la población de la ciudad, los datos muestran que los blancos son los que han recibido más vacunas (16,215 primeras dosis por 100,000). Le siguen los residentes asiáticos (15.115 primeras dosis por cada 100.000) y los afroamericanos (14.089 primeras dosis por cada 100.000).

Los residentes latinos tienen la tasa de vacunación más baja de la ciudad con 8.086 primeras dosis por cada 100.000.

Hay 18 sitios de vacunación abiertos al público dentro de los límites de la ciudad. El objetivo de las autoridades es aumentar ese número a 25.

Hasta el momento, Boston cuenta con centros de vacunación masiva, clínicas dirigidas a grupos prioritarios específicos, centros de salud y unidades móviles que próximamente estarán funcionando para vacunar a los residentes más vulnerables.

Massachusetts se encuentra en la Fase 2 de vacunación, los residentes con más de 65 años, aquellos con dos o más comorbilidades, trabajadores de salud y socorristas son elegibles para recibir la vacuna COVID-19. Además, a partir del 11 de marzo los maestros y el personal de cuidado infantil también podrán vacunarse.

Con información de Boston Globe.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.