La administración Baker continúa exigiendo que se cumplan los límites de capacidad y los protocolos de seguridad. (Foto: Massgovernor)

El gobernador de Massachusetts, Charlie Baker, indicó el jueves 21 de enero que se levantará en todo Massachusetts la orden de quedarse en casa y el toque de queda para los negocios que debían cerrar antes de las 9:30 pm.

La medida entrará en vigencia a partir del lunes 25 de enero a las 5 am.

El límite de capacidad del 25% se mantendrá al menos hasta el lunes 8 de febrero.

Este anuncio es un alivio para los restaurantes y otros negocios que se vieron obligados a cerrar sus puertas desde noviembre, cuando las restricciones fueron implementadas tras el aumento de casos debido a los viajes y reuniones durante las vacaciones de invierno.

“La decisión de imponer cualquier tipo de restricción a los negocios no es algo que ninguno de nosotros tome a la ligera y entendemos que ha habido un impacto excepcional en casi todos los sectores de nuestra economía”, indicó el gobernador.

Te puede interesar: Secretaria de Transporte de MA es elegida por Biden para el cargo federal

Baker dijo que si los números de COVID-19 continúan mejorando, revisaría las medidas restantes. «Estamos viendo señales de una disminución constante en el porcentaje de casos positivos», señaló.

«Los datos de salud pública tienen una tendencia favorable, como las hospitalizaciones y el porcentaje de casos positivos de COVID, por primera vez en mucho tiempo», informó.

Baker hizo el anuncio mientras discutía sobre el papel de las pequeñas empresas del estado, en su conferencia de prensa habitual en la Cámara de Representantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.