MBTA está considerando recortes severos de servicios para reducir su presupuesto debido a los efectos de la crisis económica ocasionada por la pandemia.

Funcionarios de la MBTA recomendaron recortar entre $60 millones y $255 millones en gasto durante los años fiscales 2021 y 2022 a través de la eliminación de líneas y cierres de estaciones para algunas rutas de autobuses de bajo número de pasajeros y líneas de trenes de cercanías.

El T espera enfrentar un déficit presupuestario causado por COVID de entre $308 millones y $577 millones a menos que reciba ayuda adicional durante el año fiscal 2022.

MBTA está considerando eliminar el ferry, cerrar el servicio de fin de semana en algunas líneas de trenes de cercanías y recortar la frecuencia de autobuses o trenes para ayudar a cerrar la enorme brecha presupuestaria de la agencia.

La MBTA dijo que podría llevar años recuperar el servicio perdido. «Los cambios serán permanentes y reconstruiremos una red que sirva mejor a la región», decía una presentación.

Entre las líneas consideradas de bajo número de pasajeros y menos críticas para las necesidades de transporte se encuentran Fitchburg, Framingham / Worcester, Franklin, Greenbush, Haverhill, Kingston / Plymouth, Lowell y Needham.

Por otro lado, la mayor parte del sistema de metro, a excepción de las líneas B, C, D y E de la Línea Verde, se considera esencial, pues cuenta con una gran cantidad de usuarios que dependen de este.

La mayoría de las rutas de autobús representan alrededor del 65% de las horas de servicio, estas califican como esenciales, y el resto se considera menos importante debido al menor número de pasajeros.

No hay recortes definitivos y los funcionarios aún están trabajando para identificar exactamente qué líneas se verían afectadas. Se espera una votación el 7 de diciembre y los cambios se producirán a mediados del próximo año.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.