Un buque hospital de la armada estadounidense cruzó el Canal de Panamá para dirigirse a varios países de América del Sur, donde atenderá diariamente a migrantes venezolanos.

La embarcación, de casi 350 metros de eslora, lleva a bordo a unas 950 personas y personal médico, dentro de la operación «Promesa Duradera» del Comando Sur del ejército estadounidense.

El barco USNS Comfort de la marina de Estados Unidos «atraviesa el Canal de Panamá rumbo a su misión humanitaria en Latinoamérica», dijo la Embajada estadounidense en Panamá desde su cuenta de Twitter.

Se conoció que en cada escala la misión espera atender a «cerca de 750 pacientes» al día y realizar 20 cirugías en cada jornada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.