Quantcast
0

La eliminación de los Medias Rojas también tiene ribetes históricos

El equipo que dirige Alex Cora pasó de barrer en 2018 a convertirse en una comparsa menos de 12 meses después. Es algo que ha ocurrido muy poco en las últimas décadas
El manager Alex Cora lo dice todo con su mirada al campo / EFE

El manager Alex Cora lo dice todo con su mirada al campo / EFE

Los Medias Rojas conquistaron la Serie Mundial en 2018 en una temporada para la historia. Boston nunca había ganado 108 juegos en una zafra, como ocurrió en ese torneo, y muy pocos equipos han superado esa cuenta en la más que centenaria existencia de la MLB.

La tropa que dirige Alex Cora resultó una comparsa en la División Este de la Liga Americana, menos de 12 meses después. Su caída este viernes, ante los Rays, simplemente ratificó lo que tantos ya suponían. Y esta eliminación, que es matemática, también resulta histórica para la divisa de Nueva Inglaterra, que parece inclinada a los récords para bien y para mal.

Muy pocas veces ha sucedido que una escuadra con más de 100 victorias en un año resulta eliminada al año siguiente. De hecho, apenas ha pasado en dos ocasiones desde el inicio de la era del wild card, que comenzó en 1995.

Tanto comparar a los patirrojos con los Marineros de 2001, ganadores de 116 choques entonces, para terminar sufriendo la misma suerte que Seattle.

Empieza el tiempo de la reflexión, la crítica y la búsqueda de soluciones. Una nueva gerencia se encargará del proceso. La salida de Dave Dombrowski no ha sido la única y el rediseño de la oficina parece que será drástico.

Cora prometió batalla contra Tampa Bay el resto del fin de semana. Luego dará oportunidades a todos sus jugadores en las series contra los Rangers y los Orioles, también eliminados. Hay pocos logros que buscar, como los 20 lauros de Eduardo Rodríguez desde la lomita. Pero sí hay mucho que pensar.

“No fue una gran campaña”, admitió Cora, en su habitual rueda de prensa. “Tenemos mucho que aprender de esto. Y vamos a ser mejores”.

Es lo que espera toda la Nación de los Medias Rojas.