0

Dos universidades de MA clasificaron en el top 10 con los estudiantes mejor pagados en el campo laboral

La primera casa de estudios en ocupar la lista fue la Universidad de Standford
Foto: PxHere

Foto: PxHere

Todos los veranos, estudiantes de secundaria visitan sus futuras casas de estudio universitarias y deciden qué institución los preparará como profesionales. Sin embargo, con una deuda nacional de préstamos estudiantiles de $ 1.6 billones, hay mucho en juego cuando se trata de decidir a qué universidad asistir.

Para investigar qué universidad tiene a los graduandos con la posibilidad de ser mejor pagados en el campo laboral, el sitio de finanzas personales Make It de CNBC compiló una lista que compara a 50 instituciones.

Entre la lista de universidades, dos en Massachusetts llegaron al top 10.

La Universidad de Harvard ocupó el quinto lugar en la lista, con un costo neto promedio por alumno de $6.577 y un salario promedio en la mitad de la carrera de $107.600.

El Instituto de Tecnología de Massachusetts ocupó el octavo lugar, con un costo neto promedio de $8.633 por alumno y un salario promedio en la mitad de la carrera de $117.000.

Otras instituciones de Nueva Inglaterra se ubicaron entre las 20 mejores. La Universidad de Yale ocupó el sexto lugar, Dartmouth College el 13, Olin College of Engineering el 14, eWilliams College el 16, el Bowdoin College el 18 y la Brown University el 20.

La Universidad de Stanford ocupa el primer lugar en la lista. Según el Hechinger Report, el costo neto para un estudiante de una familia que gana entre $48,001 y $75,000 es $4,061 por año. Los graduados de Stanford con más de 10 años de experiencia reportan salarios promedio de $143,100.

Para hacer el análisis y arrojar los resultados, Make It de CNBC determinó el costo neto de la universidad para las familias que ganan entre $48,001 y $75,000, un nivel de ingresos establecido por el Departamento de Educación que incluye el ingreso promedio de los hogares de los EE. UU., que equivale a $61,372.

El costo neto se calculó “restando las becas y ayudas federales, estatales, locales e institucionales para los estudiantes de primer año, a tiempo completo (y, en universidades públicas, estatales) con base en los datos proporcionados por el Departamento de los EE. UU. de Educación”, según Make It de CNBC.

Luego, utilizando los datos salariales, dividieron el costo neto por los ingresos anuales esperados de los graduados.

Para conocer la metodología de análisis de datos utilizados para el informe y ver todos los resultados, ingresa a www.cnbc.com.