0

¿Cuál es el chance real de los Medias Rojas?

La posibilidad de reconquistar la División Este está descartada para Boston, aunque matemáticamente no sea así. Sin embargo, son pocos los rivales en la batalla por el wild card. Y eso es bueno

Rick Porcello lanzó dominantemente, luego de expresar su frustración a comienzos de semana por haber hecho otra pésima salida. Los Medias Rojas cortaron en ocho su peor seguidilla de derrotas, una cadena ocurrida cuando más inoportuna podía resultar. Y así, otra vez es posible hablar del chance que tiene Boston de disfrutar un ticket en los playoffs.

¿Es eso posible? ¿De verdad es posible?

La pelea por el wild card se ha convertido en la esperanza y único camino para la tropa de Alex Cora. Reconquistar el título en la División Este de la Liga Americana es punto menos que imposible. Solamente falta el RIP que determina el cálculo matemático, algo que sucederá en algún momento de septiembre. Pero en los hechos, los Yanquis son tan inalcanzables en la llave oriental como hace un año lo eran los patirrojos.

Nueva York llegó este lunes a seis victorias seguidas y 73 en total. Únicamente los Dodgers, en la Liga Nacional, tienen más triunfos, con 75. La brecha respecto a los actuales campeones de la Serie Mundial es de 14,5 juegos. No hay opción por allí.

Es diferente con los comodines. A pesar de la reciente debacle bostoniana, apenas tres escuadras están por delante en esa tabla de clasificación. Se trata de los Indios, los Rays y los Atléticos.

Grave sería que la cifra de aspirantes fuera mayor. Para remontar hace falta ganar seguido, pero también que pierdan los demás. Y eso es más difícil si son muchos los que están por arriba.

Cleveland quedó con marca de 66-46 al finalizar la acción del lunes. Tampa Bay tiene 65-49. En este momento, ambos están adentro. Oakland tiene 64-49, a medio juego de los floridanos. Y luego aparecen los defensores de la corona.

Los Medias Rojas se pusieron en 60-55 al terminar la mala racha y derrotar a los Reales, iniciando la semana. Son cinco juegos y medio debajo de los Rays. Parece mucho. Pero restan siete semanas de acción. En teoría, basta con vencer una vez más que los contrarios en cada una de esas semanas. No es imposible, si se juega mejor.

Para eso es necesario que Porcello sea el pitcher de esta última ocasión, que David Price y Andrew Cashner reviertan el mal momento y que Chris Sale vuelva a ser Chris Sale. Por mucho que se diga del bullpen, fue la rotación la que se descarriló en la seguidilla fatal de estos últimos días.

Comenzó la cuenta regresiva. De lo que hagan ahora los abridores dependerá en buena medida lo que sucederá en la recta final. Quedó claro ante Kansas City.