Quantcast

Trump y senadores republicanos introdujeron proyecto de ley para reducir la inmigración legal


las perspectivas del proyecto de ley son débiles en el Senado, donde los republicanos tienen una estrecha mayoría y tendría dificultades para obtener 60 votos.

David Nakamura | The Washington Post | 8/2/2017, 11:29 a.m.
Trump y senadores republicanos introdujeron proyecto de ley para reducir la inmigración legal
Los críticos de Trump dicen que su administración está infligiendo intencionalmente los supuestos peligros de los inmigrantes para conseguir más apoyo para sus duras políticas migratorias. | Jabin Botsford/The Washington Post

WASHINGTON.- El presidente Donald Trump dio su respaldo un nuevo proyecto de ley introducido en el Senado que tiene como objetivo reducir los niveles de inmigración legal durante una década, un objetivo que Trump apoyó en la campaña electoral y que representaría un cambio profundo en las políticas de inmigración estadounidenses que han estado vigentes por medio siglo.

Trump apareció con el senador Tom Cotton de Arkansas y David Perdue de Georgia en la Casa Blanca para desvelar una versión modificada de un proyecto de ley que los senadores introdujeron por primera vez en abril para reducir la inmigración a la mitad del nivel actual de más de un millón de tarjetas verdes (green cards) que otorga a los extranjeros residencia legal permanente en Estados Unidos.

Los términos generales de la legislación reflejan los objetivos que Trump tuvo durante la campaña electoral, cuando argumentó que el rápido crecimiento de la inmigración durante el último medio siglo había perjudicado las oportunidades de empleo para los trabajadores estadounidenses y acarreado riesgos para la seguridad nacional. Trump se había reunido dos veces antes en la Casa Blanca con Cotton y Perdue para discutir los detalles de su legislación, la cual se titula Ley de Reforma de la Inmigración Estadounidense para el Empleo Fuerte (RAISE, por sus siglas en inglés).

"Esta sería la reforma más significativa al sistema de inmigración en medio siglo", dijo Trump, flanqueado por los senadores en la Sala Roosevelt. "Es una propuesta histórica y muy vital".

La legislación marcaría un cambio importante en las leyes de inmigración de Estados Unidos, que durante el último medio siglo han permitido a un número creciente de inmigrantes venir al país para trabajar o unirse a familiares. Para lograr las reducciones, Cotton y Perdue están apuntando a las tarjetas verdes para familiares de los ciudadanos de Estados Unidos y residentes legales permanentes, limitando esa posibilidad para los niños mayores de edad, los abuelos y los hermanos. A los menores de edad y a los cónyuges se les permitiría solicitar tarjetas verdes.

Los senadores también proponen poner fin a la lotería de visas que ha otorgado 50.000 tarjetas verdes al año, principalmente a áreas del mundo que tradicionalmente no tienen tantos inmigrantes a los Estados Unidos, incluyendo a África. Aides to Cotton dijo que el proyecto de ley no incluirá disposiciones para limitar a los trabajadores temporales poco calificados. Se espera que limite los niveles de refugiados en 50.000 por año.

Según el proyecto de ley, el nuevo sistema de inmigración otorgaría puntos a los solicitantes de la tarjeta verde basados en factores tales como la habilidad de hablar inglés, los niveles de educación y las habilidades laborales. Los senadores dijeron que la propuesta se basa en programas de inmigración en Canadá y Australia.

Trump calificó los cambios necesarios para proteger a los trabajadores estadounidenses, incluidas las minorías raciales, de la creciente competencia por empleos con salarios más bajos.

"Entre los más afectados en los últimos años están los inmigrantes y los trabajadores de minorías que compiten por empleos contra las recién llegadas", dijo Trump. "No ha sido justo con nuestro pueblo, nuestros ciudadanos y nuestros trabajadores".

Pero las perspectivas del proyecto de ley son débiles en el Senado, donde los republicanos tienen una estrecha mayoría y tendría dificultades para obtener 60 votos para evitar un retraso u obstrucción del proceso de votación -una táctica dilatoria conocida en EEUU como filibuster.

Se espera que la legislación enfrente una fuerte resistencia de los demócratas del Congreso y los grupos de defensa de los inmigrantes y la oposición de líderes empresariales y algunos republicanos moderados en los estados con grandes poblaciones de inmigrantes. Los que se oponen a la reducción de los niveles de inmigración dijeron que los inmigrantes ayudan a impulsar la economía y que los estudios han demostrado que cometen crímenes en niveles inferiores a los estadounidenses nacidos en Estados Unidos.

"Esto es sólo una reestructuración fundamental de nuestro sistema de inmigración que tiene enormes implicaciones para el futuro", dijo Kevin Appleby, director de la política de migración internacional del Centro de Estudios sobre Migración. "Esto es parte de una estrategia más amplia de esta administración para librar al país de los inmigrantes poco calificados que no favorecen la imagen de los inmigrantes".

Also of interest