0

Senadoras Elizabeth Warren y Kirsten Gillibrand proponen nueva legislación para ayudar a Puerto Rico a superar crisis

Elizabeth Warren

Elizabeth Warren

La alianza de puertorriqueños en Massachusetts en contra de la crisis financiera y humanitaria en Puerto Rico ha ganado más seguidores.

Las Senadoras estadounidenses Kirsten Gillibrand (D-NY) y Elizabeth Warren (D-MA) introdujeron una nueva legislación que le daría a Puerto Rico la habilidad de poder presentar protección por bancarrota y reestructurar sus deudas de una manera transparente y organizada. De este modo, introdujeron un paquete de estabilidad y recuperación para Puerto Rico.

"Puerto Rico está en un terrible agujero, y si el congreso no actúa, los acreedores de Wall Street van a desmenuzar lo que queda de la economía”, dijo la Senadora Warren. "Las familias puertorriqueñas han tenido que asumir el costo de esta larga crisis...ahora es tiempo de que Washington haga su parte para ayudar a millones de ciudadanos americanos que están atrapados en esta catástrofe económica”.

"El Congreso debe actuar ahora para ayudar a nuestros hermanos ciudadanos en Puerto Rico", dijo la Senadora Gillibrand (D-NY). "Si el Congreso falla en actuar rápidamente, la crisis económica y humanitaria en Puerto Rico se agravará más y reestructurarla será aún más costoso. Tenemos una oportunidad ahora para poder ayudar al Estado a combatir la crisis de una manera transparente, y con un proceso ordenado para reestructurar sus deudas. Insto a todos mis colegas a actuar con sentido de urgencia para que esta legislación sea aprobada y podamos ayudar a Puerto Rico a ponerse en el camino de la recuperación".

"La situación que la crisis económica en Puerto Rico ha creado es inhabitable”, dijo Jonathan Zamora, quien se mudó de las afueras de Ponce, Puerto Rico, hace siete meses a Boston para encontrar empleo y quien ahora trabaja limpiando aviones en el aeropuerto Logan. "De mis 14 hermanos y hermanas, solo una tiene un trabajo estable ahora, y mi padre sigue buscando, a pesar de haberle dado un ataque de corazón y un derrame cerebral el año pasado. Tuve que mandar dinero de lo poco que gané para ayudar a mis padres. Nosotros, la gente común, no hicimos nada para crear esta situación, pero la carga de la economía recae sobre nosotros”.

En noviembre, la Alianza por Puerto Rico convocó a líderes en Boston para una discusión no partidaria de la crisis fiscal y socioeconómica de Puerto Rico y su impacto en la comunidad de la diáspora puertorriqueña en Massachusetts.