0

Cinco consejos para desintoxicar el cuerpo y bajar de peso

En la antesala de la playa, muchos se refugian en dietas relámpago, pero con tantos consejos seudocientíficos en los medios, es difícil saber en qué creer. Por eso, hemos filtrado la evidencia para ayudarte a encontrar maneras probadas de recuperar la forma con la menor agonía posible.

CONSIDERA ABSTENERTE

En un estudio de la revista británica New Scientist en conjunto con el University College London, 10 periodistas de la revista se abstuvieron de tomar alcohol por un mes. Todos registraron un 15% de reducción de grasa en el hígado, que causa una serie de enfermedades hepáticas, además de una reducción del nivel de colesterol y de glucosa en la sangre.

La evidencia es preliminar, y el profesor Rajiv Jalan, de la universidad londinense, enfatiza que abstenerse en enero no puede compensar por 11 meses de excesos.

Pese a eso, una investigación de la U. de Sussex (Gran Bretaña) encontró que abstenerse el primer mes del año también ayudó a reducir los niveles de consumo en los meses restantes.

LOS SUPERALIMENTOS

Para Beyoncé es una dieta de jugo de limón, pimienta roja y savia; para otros es quinoa, té de raíces de diente de león, mora azul y algas.

Para muchos, estos superalimentos tienen el potencial de vaciar el cuerpo de sustancias químicas dañinas y mejorar la condición de la piel y del pelo, y lograr una cintura más adelgazada.

En realidad, los estudios científicos aún no dan pruebas convincentes de que ninguna de estas dietas de desintoxicación eliminen contaminantes en el cuerpo, según un amplio análisis publicado en diciembre.

Incluso los supuestos beneficios de los antioxidantes, que por mucho tiempo se pensaba que prevenían el cáncer, están en duda.

Si buscas perder peso y tener una vida más saludable, la mejor opción sigue siendo una dieta balanceada y moderada, rica en frutas, vegetales, pescados y carbohidratos no procesados.

GANA MÚSCULO

Aunque la fisicultura puede parecer asunto de gente obcecada con el gimnasio, levantar peso debe ser parte de la rutina de ejercicios de todos: músculos más saludables ayudan a reducir problemas como la resistencia a la insulina, que causa diabetes y enfermedades cardíacas.

Eso se aplica no importa cuál sea tu peso. Los obesos que realizan ejercicios para fortalecer los músculos tienen el mismo riesgo de ataques cardíacos que gente más saludable. Los ejercicios para fortalecer los músculos ayudan también a bajar la presión sanguínea y se piensa que son particularmente beneficiosos para las personas mayores, que pierden masa corporal más rápidamente.

Mezclar aeróbicos con ejercicios para fortalecer los músculos es la forma más eficiente de controlar el peso y proteger el corazón.

NO TE SIENTES TANTO

Un estudio encontró que la mitad de las mujeres que se ejercitan en realidad ganan peso, quizás porque sienten que hacer ejercicios les da licencia para mantenerse menos activas tras la rutina. Los ejercicios regulares, aunque buenos, no pueden por sí solos contrarrestar los efectos adversos de una vida sedentaria.

Sentarse por períodos largos permite que se acumule glucosa y grasa en la sangre, y genera máximos en la generación de insulina. Y todo esto puede contribuir a problemas de largo plazo con el metabolismo.

Las consecuencias dan mucho qué pensar: un estudio sugiere que después de los 25 años, cada hora mirando televisión le cuesta a una persona 22 minutos de vida. Con esto, su expectativa de vida se reduce en cinco años, aún si la persona se ejercita con cierta regularidad.

Una solución es adoptar pasatiempos más activos y si pasas mucho tiempo trabajando en un escritorio, hacer una corta caminada cada 20 minutos.

NO SEAS PURITANO

Sólo el 8% de las personas cumplen sus propósitos de principios de año. Los sicólogos señalan que la culpa puede tener un impacto en nuestra conducta y lleva a más tentaciones y a boicotear nuestras propias metas.

Mientras tanto, si disfrutas de la ocasional indulgencia, eso puede ayudarte a recargar tu capacidad de autocontrol.

De manera que aunque tengas intenciones de someterte a una rigurosa abstinencia, asegúrate de dejar espacio también para un poco de vicio.